Actividades para reforzar fronteras saludables en adolescentes

La comprensión de los límites saludables puede ayudar a los adolescentes a tomar buenas decisiones en sus relaciones y ayudar a proteger a los jóvenes contra la presión negativa de los compañeros. Puesto que la idea de los límites puede ser demasiado abstracta para que algunos jóvenes adolescentes entiendan, usar actividades que emplean ejemplos específicos de cómo la gente establece límites personales y establece confianza puede ser una herramienta de enseñanza útil.

Juego de rol

Los ejercicios de juego de roles pueden ser una manera útil de ayudar a los adolescentes a entender el significado de límites saludables y reforzar comportamientos que conducen a relaciones positivas. Debido a que los adolescentes a menudo piensan en términos concretos, puede ser útil proporcionarles escenarios hipotéticos y realistas y luego pedirles que demuestren cómo pueden mantener límites saludables. Los adolescentes pueden representar sketches en los que mantienen límites saludables cuando un amigo les pide que hagan algo con lo que se sienten incómodos, como mantener un secreto peligroso.

Evaluación de Valores

Una actividad para reforzar los límites saludables es pedir a los adolescentes que miren sus metas y valores personales. Mirar las creencias morales y personales y los planes para el futuro puede ayudar a los adolescentes a definir y mantener sus límites. Esta actividad podría tomar la forma de simplemente enumerar los objetivos de uno y las creencias básicas. Los adolescentes también podrían crear una “declaración de misión personal” que define quiénes son como individuos y lo que representan. Una declaración de misión personal puede ser creativa y tomar la forma de un poema o rap.

Asignación de relaciones

Un mapa de relaciones es una herramienta visual que ayuda a los adolescentes a definir quién confía y cómo se relacionan con los demás. Para crear un mapa de relaciones, el adolescente dibuja un círculo con su nombre en el centro. Luego dibuja un círculo más grande alrededor de ese primer círculo y escribe los nombres de las personas más cercanas a él dentro de él. A continuación, dibuja otro círculo alrededor de que para incluir los nombres de los amigos más distantes y conocidos. Este proceso continúa, hasta que el adolescente define a sus amigos más cercanos, conocidos ocasionales y los que elige mantener “a distancia”.

Películas y libros

Otra forma de reforzar las fronteras saludables en los adolescentes es pedirles que identifiquen personajes de sus libros favoritos, películas y programas de televisión que observen el tipo de relaciones y opciones que estos personajes hacen. Los adolescentes pueden buscar ejemplos que demuestren tanto fronteras pobres como límites saludables, y justifican sus elecciones leyendo pasajes en voz alta a sus compañeros o viendo escenas de programas de video como un grupo.